La vacuna contra COVID-19 aplicada en el embarazo protege al bebé

La vacuna contra COVID-19 puede proteger al feto y al recién nacido al transferir anticuerpos por la placenta. También se puede proteger al recién nacido durante la lactancia materna. 

 

Durante la gestación la vacuna genera mayor protección al recién nacido que si la embarazada se enferma de COVID-19.

 

En un estudio publicado el 25 de marzo realizado en Boston se analizaron 131 mujeres que recibieron la vacuna contra SARS-CoV2 (84 embarazadas, 31 lactantes y 16 no embarazadas). 

Se midieron los títulos de anticuerpos en el suero (N = 131), en el de cordón umbilical (N = 10) y en la leche materna (N = 31) de forma basal, al momento de la segunda dosis, y a las 2-6 semanas después de la segunda aplicación de la vacuna. 

 

Los títulos de anticuerpos generados por la #vacunación se compararon con los generados en mujeres embarazadas quienes tuvieron #COVID19, después de 4 a 12 semanas (N = 37).

 

Las respuestas inmunitarias inducidas por vacunas fueron equivalentes en mujeres embarazadas, en lactantes al igual que en mujeres no #embarazadas. Todos los títulos fueron más altos que los inducidos por la infección por #SARSCoV2 durante el embarazo. 

 

Los anticuerpos que se producen por la vacuna estaban presentes en todas las muestras de sangre del cordón umbilical y leche materna. Los anticuerpos específicos contra el virus aumentaron en la sangre materna y en la leche materna con el refuerzo de la #vacuna. 

 

No se observaron diferencias en los efectos secundarios de las vacunas entre los grupos. 

 

Al aplicar la vacuna durante el embarazo no sólo se protege a la mamá si no también al recién nacido. 

 

Fuente:

COVID-19 vaccine response in pregnant and lactating women a cohort study.

https://www.ajog.org/article/S0002-9378(21)00187-3/fulltext?fbclid=IwAR3w4e0uYGhXBLiFDRP6fFDcEeVh1eOvCUSo1gc5x20M2QjlCJVo8mKxHAc

Foto: sumedico .com